jueves, 7 de julio de 2011

Me he levantado pobre de...

   Hoy, me levantado pobre de mente, pobre de ilusiones, pobre de ganas...
   No quiero abrir los ojos para encontrar ese techo blanco, inmaculado y triste, luego dicen que el negro es lúgubre.
   Quiero soñar de nuevo, tus brazos en mis caderas, tu respiración contra mi cuello, tu barbilla en mi hombro. Tus caricias prohibidas, tus risas estridentes.
   Tu mirada burlona, color cálido, color oro líquido.
   Tus palabras que confunden, tus gestos que sofocan cualquier pensamiento.
   Y abro los ojos entre pensamiento prohibidos y me levantó con la espalda curvada como una planta que deja arrastrar por la tempestad.
   Y miro por el balcón, los niños jugar, las damas ocultarse bajo las sombrillas, a los hombres fumar. Y recuerdo de nuevo tu olor, tus versos...

  Hoy me he levantado pobre de admitir que te añoro.

4 comentarios:

  1. :( que relato mas triste y a quien no le a pasado eso, que extrañana un amor :)
    me encanto..
    besos

    ResponderEliminar
  2. Me encantó!! Genial!! Muy triste y melancolico. A mi me pasa... tb. Besotes! espero que andes biennnn!! ^^

    ResponderEliminar
  3. Oh que triste...
    La imagen que pusiste me encanta la tengo en una carpeta..:D

    ResponderEliminar
  4. En momentos como ese yo soy pobre hasta de admitir que estoy pobre. La verdad es que la añoranza es horrible.
    Me ha gustado mucho el texto. Me he sentido algo identificada con él.

    Un beso :)

    ResponderEliminar